¿Por qué es necesario el mantenimiento de las campañas SEO?

Una vez que su empresa ha alcanzado sus objetivos de posicionamiento web, o está muy cerca de ellos, empiezan a subir las visitas que llegan a su página web, y con ello las ventas y los resultados. En estos casos es natural relajarse un poco y descorchar la champaña para celebrar. No hay nada de malo en eso, pero recuerde que mientras más competitivo sea su mercado, menos tiempo hay para dormirse en los laureles. Mientras usted descansa, sus competidores trabajan duro para alcanzarlo.

El mantenimiento SEO  de su página web es un proceso inevitable en las campañas de posicionamiento, así que lo mejor es destinar tiempo y presupuesto regular para mantenerlo al día. De lo contrario, es posible que todo el dinero invertido se pierda, o que los competidores trabajen aún más duro para llegar a los primeros lugares en las páginas de resultados.

¿Por qué es necesario el mantenimiento de las campañas SEO? Estrategias SEO

Cinco tareas importantes del mantenimiento SEO son las siguientes:

Revisar los cambios de la competencia en las páginas de resultados.

La principal razón para el mantenimiento del trabajo de posicionamiento de una página web es porque la competencia está haciendo algo similar. Ellos pueden seguir diferentes estrategias en diferentes períodos de tiempo de acuerdo a sus conocimientos y disponibilidad de recursos: mejoras de diseño, ajustes de metaetiquetas, obtener enlaces entrantes, pagar por banners, cambiarse de servidor, mejorar sus productos, incrementar la cantidad de contenido y descripciones de productos, entre muchas otras actividades que pueden llevarlos a la cima en las páginas de resultados de Google.

Es necesario vigilar de manera constante las páginas de resultados de los buscadores para anticipar a los competidores que están iniciando sus propias campañas de posicionamiento y que puedan resultar una amenaza, para así anticiparse a sus acciones y buscar el modo de mantener las primeras posiciones. Gog puede realizar este servicio de monitoreo de la competencia con la frecuencia que sea necesario y utilizando software de última generación e informarle de la mejor estrategia SEO a seguir.

Revisar errores de rastreo y corregirlos

Uno de los errores más comunes cometidos por webmasters inexpertos en SEO en sitios ya establecidos es no asegurarse que los buscadores pueden llegar a todas las páginas de su sitio. El contenido publicado, la información sobre sus productos o nueva información que usted desea entregar a sus clientes, debe ser leída e indexada por los buscadores de manera correcta lo más rápido posible, de lo contrario su efectividad es mínima. Algunos diseñadores entregan un sitio web terminado, pero después de implementado nadie se preocupa de mantener todas las labores relacionadas con el posicionamiento en orden. Esto puede llevar a que pase mucho tiempo sin que algunas partes de su sitio web aparezcan en los resultados, lo que reduce la cantidad de visitas que puede recibir y la relevancia general de su página.

Utilizando diversas herramientas es posible determinar si todos los contenidos de un sitio web están indexados correctamente, y alertarnos si es que esto no sucede.

Analizar los sitemaps y actualizarlos correctamente

Otro error muy común, cometido sobre todo por “consultores” SEO inexpertos, es no estar alerta sobre los cambios en los sitemaps, que puedan estar desactualizados, tener errores de formato o incluso no estar creados. Lo sitemaps son “mapas” para los buscadores, por lo que facilitan el posicionamiento de los sitios web, sobre todo aquellos que están en pleno crecimiento o que son muy nuevos. Un buen programa de mantenimiento SEO debe incluir el chequeo minucioso y corrección de los sitemaps.

Comprobar el número de páginas indexadas en Google

En caso de haber problemas técnicos en el sitio web, esto se reflejará rápidamente en las páginas de resultados. Errores SEO muy frecuentes son el contenido duplicado dentro del sitio, campañas de link building (construcción de enlaces entrantes) mal efectuadas o fallas en el servidor. Estos errores pueden provocar que Google deje de considerar su sitio como importante, con la consiguiente pérdida de posicionamiento. Si hay cambios drásticos en el número de páginas indexadas de su página web, es muy probable que los errores conduzcan a una baja en los resultados en los buscadores.

Descartar lo enlaces rotos

Cometer errores es humano. Que algunos links estén dirigidos a lugares que no existen es normal. Sin embargo, esto debe ser corregido rápido y eficazmente, o se convertirá en un factor de penalización, puesto que Google entiende que la experiencia de los usuarios empeora al existir demasiados enlaces que no llevan a ninguna parte. El único modo de hacerlo es analizar detalladamente los enlaces de su sitio web usando herramientas especializadas (tanto a otros lugares de la misma página como hacia afuera), y corregirlo de inmediato. Mientras menos enlaces rotos, mejor.